Padres de preescolar aprendieron sobre el rol de la familia en el establecimiento de límites

Jueves 22 de Marzo, 2018 Amadita Primary School

El pasado martes 20 de marzo realizamos la Escuela para padres de Preescolar que tuvo como tema " El rol de la familia en el establecimiento de límites". A la actividad asistieron alrededor de 35 padres y fue dirigida por Susana Dormond, Paula Malavassi e Irene Henderson.

El tema fue seleccionado debido a que los patrones conductuales que se establecen en la etapa preescolar permanecen toda la vida y de acuerdo con las charlistas los llamados "problemas de conducta" en realidad son una manifestación de una necesidad de límites y estructura dentro de la familia.

El rol de la familia en el establecimiento de estos límites es fundamental en aspectos como la comunicación, el amor, la solidaridad, la resolución de conflictos, el respeto y la independencia.

A la hora de establecer límites y reglas el modelaje puede ser "rígido" donde hay menos afecto con una dinámica desligada, o bien puede ser "aglutinado" con más afecto y donde todos tienen que ver con lo de los demás. Lo ideal es mantener un balance entre ambas, sonde los límites se encuentren bien definidos.


Antes de imponer límites, es relevante considerar la necesidad de establecer una conexión emocional, para así luego modelar la conducta e implicarse de lleno de manera que se sea una autoridad con amor y sin miedo.

La dificultad que tiene los padres de familia para establecer límites claros, suelen deberse a las siguientes causas:

  1. Asusta defraudar a los niños.
  2. No se sabe o quiere decir no.
  3. No se quiere frustrar a los niños.
  4. Hay una preocupación por ser autoritarios.
  5. No se quiere que sufran lo que antes el adulto vivió.
  6. Se compensa la falta de tiempo con indulgencia.
  7. Da pereza corregir o reflexionar.
  8. Se tiene miedo al conflicto.


Sin embargo, las expositoras plantearon algunas pautas necesarias a seguir a la hora de establecer reglas y límites:

  1. Mutuo acuerdo entre las figuras de autoridad.
  2. Explicar por qué es necesaria y sus consecuencias al incumplirla.
  3. Mantenerse firmes pero colaboradores.
  4. Acompañar en el proceso siempre evaluando.


La charla finalizó apuntando que Nunca es tarde para definir como familia cuáles van a ser los acuerdos, normas y límites que orienten las dinámicas familiares siempre apuntando al crecimiento y lo positivo.